¿Quién es Dios?

La pregunta correcta no sería ¿quién es Dios?, sino ¿qué es Dios?, ya que Dios no es alguien a quien identificar, sino una presencia a encontrar.

Para saber qué es Dios, primero debes saber qué eres tú.

No puedes reconocer algo exterior sin haberlo conocido en tu interior; todo surge desde uno.

Si no sabes nada de ti, ¿cómo puedes saber qué te dio la existencia?, ya que la esencia que has recibido, está hecha a imagen y semejanza de su presencia en ti.

Todos tenemos la semilla interior, tan pequeña como simiente de mostaza, que para que ésta germine debe estar sobre tierra fértil.
Cuando la energía que rodea a esa semilla se encuentra en conflicto, no es posible que crezca, por eso debemos liberarnos de toda carga pasada y de todo deseo presente que perturban nuestra armonía.

La inteligencia es el canal receptor que activará el deseo a encontrar algo que sabe superior a sí misma. El disparador de ese deseo es una emoción, o una sabia manifestación introspectiva que conecta la mente con el alma.
La mente se limita a esta vida, el alma es eterna y su saber infinito.

“Como un hombre piensa en su corazón así es él.” Jesús dijo. “Bienaventurados los limpios de corazón: porque ellos verán a Dios”.

Si quieres saber de Dios, has lo que dijo Jesús en el “Sermón del Monte”.
Limpia las energías negativas que cargas en la mente, entonces serás tierra  fértil para que tu semilla germine.

Conócete a ti mismo y conocerás a Dios.

Feliz Semana Santa.

Alfredo Zerbino
Dijo Jesús: : «Quien bebe de mi boca, vendrá a ser como yo; y yo mismo me convertiré en él, y lo que está oculto le será revelado».

Estás sobre el paraíso.

19c1daf88f966ee5ce0262238cc47aae

A %d blogueros les gusta esto: