Crecimiento consciente

Nada debes esperar del otro más que de ti mismo. El crecimiento consciente es individual y no colectivo.
Si solo miras por fuera, te olvidas de conocerte a ti mismo.

El que es consciente, sabe que el mundo nunca un día será consciente; las sociedades no son libres, se conducen de acuerdo a paradigmas sociológicos, entonces no esperes de ella más que de ti mismo.

La mente vuela de pensamiento en pensamiento mientras haces las cosas bajo un programa de hábitos y costumbres.
El resultado esperado requieren de una actitud consciente, sin ello solo habrá automatismo.
¿Cómo se hace?
No corras todo el día, detente más seguido a pensar qué estás pensando y corrige tus resultados; piensa antes de hablar; no te distraigas; respira consciente; no hagas juicios, ni critiques continuamente, porque todo eso te pertenece; cambia hábitos; mímate seguido; sonríe siempre; di cosas lindas; ama con el alma; abre tu puño y muestra tu mano; perdona y relájate; y por sobre todo agradece a medida que avanzas. Solo se agradece siendo consciente, nadie agradece distraído.

Crea el hábito de ser consciente, y actúa siendo la causa de tu consecuencia.
La conciencia te da libertad, a mayor libertad más conciencia.
Así se crece. No te distraigas.

Alfredo Zerbino
Estás sobre el paraíso y no lo puedes ver.13607010_1188804817835598_1928128821618525308_n

A %d blogueros les gusta esto: