Bienaventurado el que ha sufrido…

-Vivir la vida duele, cansa y desgasta, hasta que gracias a eso comprendes por qué hay que vivir esta vida.
-El desgaste al aprender va puliendo nuestro Ser.
-En nosotros están todas las respuestas y no somos conscientes de reconocerlas.
-Así es la vida, difícil, pero es lo que nos tocó, y en tanto comprendamos que esas cosas son el desafío principal de la existencia, podremos, ya que nada se ha hecho para que nos sea imposible hacerlo. Somos consciencia en un cuerpo que observa cuando caemos y nos levantamos una y otra vez para fortalecerse.
-En la medida en que pongas en práctica lo aprendido, transformas tu entorno en un lugar más amigable.
Bienaventurado el que haya sufrido y aprendido, ha encontrado la vida.
Alfredo Zerbino
Estamos sobre el paraíso y no lo vemos.

random_mandala_jzmu5

 

A %d blogueros les gusta esto: